Aunque vivimos (felices) en una gran ciudad como Madrid, necesitamos contacto frecuente con la naturaleza. Cuando viajamos esto se traduce generalmente en dormir en alojamientos rurales o bien de camping. Lo primero lo hacemos con frecuencia desde hace mucho; lo segundo llevamos años sin practicarlo por habernos vuelto mucho más «comodones».

Reconocemos que poder dormir en medio de un bosque o bajo las estrellas no tiene precio, pero también valoramos mucho tener un baño para nosotros. No debemos de ser los únicos y por eso ¡alguien inventó el glamping! Y con él nos estrenamos en el fantástico resort natural Ohai Nazaré, en Portugal. No pudimos elegir mejor y te explicamos por qué.

El glamping es un concepto de alojamiento que ha aparecido en los últimos años para aunar naturaleza y comodidad. La propia palabra, suma de los términos glamour y camping, refleja esta idea: estar en un entorno natural, pero manteniendo los lujos de un hotel, como baño privado, cocina equipada, cama, electricidad, conexión Wi-Fi… Esto se materializa en forma de construcciones de materiales ecológicos, con un menor impacto y durabilidad que una edificación convencional. Pueden ser cabañas de madera, tiendas de safari, iglús, casas en los árboles, etc. Hay muchas opciones para elegir y cada vez es más frecuente enconrarlas cuando viajas.

Empecemos por la ubicación. Ohai no es un resort en medio de la nada: se encuentra en Nazaré, un municipio portugués realmente interesante y bonito. Está a 120 kilómetros, una hora en coche, de Lisboa y a unas dos horas de Oporto. Es una tradicional ciudad pesquera que el surf ha puesto en el mapa a nivel internacional porque frente a sus costas se generan las olas más altas del mundo. Sí, sí, no es un slogan vacío, es literal: un foso submarino de 5.000 metros es el responsable de olas de hasta 30 metros.

Surf a parte, es un pueblo encantador, tranquilo e ideal para relajarse y desconectar (de todo lo que ver y hacer en Nazaré te hablamos más en detalle en este post). Llegamos allí conduciendo desde Madrid (unas 6 horas) y pasamos tres fantásticos días con sus noches en Ohai Nazaré, donde, como decimos, nos estrenamos con el glamping.

Nuestra tienda era enorme, en realidad tenía cabida para 4 personas. Y muy completa, con todos los servicios habituales de un apartahotel: cocina, baño, dos camas de matrimonio, electricidad, terraza… ¡De lujo! Y con desayuno buffet incluido.

Ohai también cuenta con bungalows, apartamentos y plazas para campers. Todo en el entorno del Parque Nacional de Leira, un frondoso bosque de pinos y helechos a tan solo 3 kilómetros de Nazaré. Es decir, estás en plena naturaleza pero también cerca del municipio portugués para poder recorrerlo a tu antojo.

Sus instalaciones son modernas, cómodas y super completas: dos piscinas, pistas deportivas, gimnasio equipadísimo, spa, lavandería, parking privado gratuito, sala de juegos, bar… Las estancias comunes están decoradas con mimo, en madera, siempre en armonía con el ambiente natural que rodea a Ohai.

Mención especial merece su restaurante. Se llama «Dasos«, «bosque» en griego. Su cocina es de nivel, basada en ingredientes tradicionales portugueses (el bacalao no puede faltar), pero también con platos más internacionales y muchas opciones vegetarianas y veganas. Merece la pena probarlo durante tu estancia.

Es indudablemente idóneo para unas vacaciones familiares, por lo bien preparado que está para los niños, pero como viajeros en pareja también lo disfrutamos muchísimo y creemos que es recomendable para cualquier tipo de visitante que busque naturaleza y relax. Y si quieres viajar con tu mascota, Ohai es una alternativa ideal para ello.

Además de sus instalaciones, puedes probar alguna de las múltiples actividades que ofrece, para niños y adultos. Estando en una de las mecas mundiales del surf, por supuesto, no pueden faltar las clases de este deporte. Las organiza la Escuela de Surf de Nazaré, cuyas sede está en la misma playa, pero si te apuntas en Ohai tienes los traslados de ida y vuelta incluidos.

Aunque nos quedó claro que nuestro futuro no está en este deporte, nos divertimos muchísimo con las lecciones y nuestro profesor (que hablaba perfecto español) fue super paciente y nos enseñó mucho. Y siempre podremos decir que hemos surfeado en Nazaré, como los grandes campeones 😉

Ohai aplica importantes (y necesarias) medidas de prevención de contagio de COVID-19. Es necesario hacer reserva previa para prácticamente todos sus servicios, indicando el horario en que vas a hacer uso de ellos: el buffet del desayuno, el almuerzo o la cena en el restaurante, las salas de uso común, la piscina y el spa (cada huésped tiene derecho a 2 horas diarias).

Muchas gracias a Ohai Nazaré por invitarnos a conocer su resort y permitirnos disfrutar de sus servicios para poder redactar este post contando nuestra experiencia

Viajera, internetera, cinéfila, inquieta, 2.0

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: