La primera parada de nuestro itinerario en Botswana, nada más cruzar desde Namibia, fue el Parque Nacional Chobe. Sabíamos que debía su nombre a un gran río en cuyas orillas era posible ver muchos animales, en particular paquidermos. El titular no dejaba lugar a dudas: “el lugar con la población de elefantes más extensa del mundo”, unos 120.000 estimados. Y donde además, puedes ver leones, leopardos, búfalos y rinocerontes, completando así los famosos big five.

El Parque Nacional ocupa unos 10.000 kilómetros cuadrados. El río Chobe marca su límite septentrional, además de darle nombre, y hace frontera con Namibia (una orilla está en un país y la otra pertenece al contrario). La zona norte, por tanto, es húmeda y con vegetación, mientras que el área más al sur es bastantes seca. En total se distinguen 4 áreas:

  • Serondela. Es la que ocupa el río y su ribera, con agua y muchos animales que acuden a beber, concentrándose especialmente en la estación seca (su invierno, nuestro verano). Un espectáculo de la naturaleza en toda regla: no solo por la variada fauna, sino también por el paisaje del río y su vegetación.
  • Savuti. En el extremo contrario a Serondela, tanto de ubicación como de características, este área es seca y arenosa. Está a unas 6 horas en jeep del río Chobe y conecta con la reserva Moremi, que forma parte del delta del Okavango.
  • Linyanti. Es una zona pantanosa, situada entre las dos anteriores, que sigue el cauce del río a medida que se adentra en Botswana.
  • Nogatsaa/Tchinga. Al norte de Savuti, es también un área seca, y la menos visitada del Parque.
Mapa del Parque Nacional Chobe, Botswana

Mapa del Parque Nacional Chobe, Botswana

Cualquier viajero se dirigirá a Kasane, la ciudad más importante del norte de Botsana, y desde ahí accederá a Chobe a través de Serondela. Con este mismo punto de partida, hay varias alternativas para continuar el viaje.

Si tienes un 4×4 y espíritu aventurero, puedes recorrerlo por tu cuenta e ir bajando hacia Savuti e incluso desde ahí pasar a Moremi hasta terminar en Maún, la ciudad meriodional desde donde recorrer el delta del Okavango. Dentro del Parque Nacional hay varios campings en los que puedes reservar tu estancia, siempre con tiempo, y dormir llevando tu propia tienda de campaña. Las carreteras no son nada sencillas y emplearás mucho tiempo en conducir, pero es una opción que muchos viajeros toman.

Si no es el caso, desde Kasane contratarás las excursiones con alguna de las muchas empresas privadas que operan allí: cruceros por el río y safaris en jeep. Pueden ser salidas de unas horas, yendo y volviendo en el día, o bien safaris móviles de varios días, con sus correspondientes noches dentro del Parque, en campamentos gestionados por estas empresas (distintos a los campings anteriores para viajeros independientes).

Por último, si te lo puedes permitir económicamente, dentro de Chobe hay varios lodges a los que solo se puede acceder en avioneta o 4×4: estarás así en el corazón del Parque, en alojamientos lujosos, que incluyen traslados, safaris, etc. Una variante de esta alternativa es contratar un crucero por el río de varios días en barcos con habitaciones para dormir.

El río Chobe, en Botswana

Por si acaso, subrayaremos la importancia de este dato: es imposible circular por Chobe sin 4×4 y sin cierta pericia al volante. En la zona del río, el terreno es irregular, con subidas y bajadas y pendientes pronunciadas; a medida que te adentras hacia Savuti, todo el terreno es arena con la consiguiente dificultad para conducir (arena que en la época de lluvias se transforma en barro, lo cual no es ninguna mejora). Como ya te contamos cuando estábamos organizando el viaje, la decisión sobre qué tipo de automóvil conducirás y en qué alojamientos estarás es en este caso clave.

Dado que nosotros alquilamos un turismo, no podíamos acceder por libre y contratamos las actividades con la empresa local Lucky Adventures (cien por cien recomendable). Lo gestionamos todo vía e-mail antes del viaje, sin pagar nada por adelantado. En nuestra opinión necesitas 3 noches como mínimo en Kasane que emplearás en:

Crucero al atardecer por el río Chobe, para ver la fauna que habita esta zona desde muy muy cerca: hipopótamos, elefantes, cocodrilos, antílopes de diferentes tipos, búfalos… ¡Un desfile increíble! Y para completar el show, la puesta de sol. Nos recogieron en el alojamiento, nos llevaron hasta el muelle desde donde parten todos los barcos y nos trasladaron de vuelta tras el crucero. Estuvimos 3 horas completas en el río (de 4 a 7), de hecho regresamos los últimos de todos los que partimos a la vez. El bote era pequeño, con asientos para 10 personas y el espacio justo. Al principio pensábamos que sería una desventaja frente a otras embarcaciones mucho más grandes con las que nos cruzamos, pero no: podía maniobrar y acercarse más a los animales. El precio fue de 30 $ por persona.

Safari en 4×4. Una vez visto Chobe desde el agua, toca verlo desde tierra, en un safari “tradicional” recorriendo el área de Serondela en jeep. El horario es muy importante: hay safaris matutinos (de 6 a 9), de tarde (de 3 a 6) y de jornada completa. A primera hora es el momento idóneo para encontrar felinos: vimos una manada de leones, que dan fe de ello, y con la que batimos algún récord de mayor número de fotos por minuto. Fue muy tierno ver a los cachorros jugar y a las leonas y leones adultos darles cariño constantemente. Pero si quieres disfrutar del espectáculo del río y sus riberas a rebosar de cebras, búfalos y elefantes debes prolongar tu estancia durante las horas centrales del día: la cantidad de animales que ves, y en un paraje así de bello además, es apabullante. Mención especial para todas las especies de antílopes que descubrimos (impalas, gacelas, kudus, sables, etc.): de los animales más bellos que hemos visto nunca aunque no tengan la fama de los grandes felinos. El safari de media jornada son unos 30 $ por persona, pero compensa de sobra invertir un día completo en Chobe por unos 100 $.

Sería imperdonable no aprovechar la cercanía a las magníficas cataratas Victoria y cruzar la frontera a Zambia o Zimbabue. ¡La ciudad de Victoria Falls está a solo 80 kilómetros! Por ello todos los viajeros combinamos las visitas a Chobe y a las cascadas durante la estancia en Kasane. Puedes llegar por tu cuenta pero cruzar la frontera en coche entre Botswana y Zimbabue o Zambia te llevará más tiempo que si lo haces a pie. Por ello lo habitual es contratar con una agencia local esta excursión en que básicamente te llevarán en coche hasta el cruce aduanero, pasarás a pie y te recogerán al otro lado con un auto distinto en el que te llevarán hasta las cataratas. Todo esto por unos 50 $ por persona, más los 30 $ cada uno de tasas fronterizas.

Además de estas excursiones desde Kasane, queríamos adentrarnos más en Chobe (aún sin tener 4×4) y por ello añadimos 2 noches en el Thobolo’s Bush Lodge, en la ruta hacia Savuti. Para llegar a él es imprescindible un jeep: puedes organizar la recogida con ellos y dejar tu coche en un aparcamiento de confianza suya en el pueblo de Kachikau al que sí se puede acceder en turismo. Es un lodge cien por cien ecológico, se mantiene con su propia energía y agua (insisten muchísimo en que no las malgastes) y cuentan con una serie de charcas a las que acuden animales a beber a diario. La primera noche allí vimos más de 100 elefantes, ¡qué espectáculo!

Si planeas ir por tu cuenta hacia Savuti, te recomendamos que te alojes en el Thobolo’s y pases un par de días con John, la persona que lo gestiona, y su equipo: son encantadores. Tienen zona para acampar, chalets individuales y un restaurante donde se come de maravilla. En nuestro caso, al tener que ir específicamente desde Kasane, la principal ventaja estaba en que planeábamos contratar un safari con ellos para acceder a Savuti, pero nos lo desaconsejaron porque en la estación seca apenas puedes ver animales allí. A cambio disfrutamos de su charca y fuimos en safari a Serondela (aunque esto puedes hacerlo desde Kasane como explicábamos). Es decir: solo lo vemos aconsejable si piensas ir a Savuti y continuar la ruta por el interior de Chobe. Para ir y volver desde Kasane, como hicimos nosotros, no compensa (salvo que viajes con tiempo de sobra y te apetezca conocer este sitio que, por otro lado, es realmente especial).

Viajera, internetera, cinéfila, inquieta, 2.0

2 Comment on “El Parque Nacional de Chobe en Botswana

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: